¡ADVERTENCIA! Esta publicación puede contener contenido sexual explícito y/o violento.


Seguirás siendo virgen


2016


Yo tenía 12 años, él 16. Éramos amigos y nuestras familias también, por lo que yo frecuentaba ir a su casa.

Él era muy llevado a su idea e increíblemente manipulador. Se enojaba para pedirme cosas, yo le pedía ayuda con tareas y él terminaba gritándome por no entender la materia, además de faltarle el respeto a su pareja (frente a mí) como él quería.

Un día estábamos en su casa, mientras mi mamá y su mamá se fumaban unos cigarros en el patio. Yo estaba en su pieza, conversando y viendo tele con él, cuando me propone tener sexo. Yo le dije que no, que no quería porque era virgen, a lo que él me dijo "da lo mismo porque si lo meto y lo saco sigues siendo virgen". Yo seguí negándoselo hasta que empezó a masturbarme. En una de esas él me toma el pantalón (intentando bajarlo) y me insiste e insiste e insiste, a lo que accedo (no quería quedar como fome) porque le creí que lo haría una vez, y también le creí que seguiría siendo virgen, pues desconocía cualquier tema relacionado con la sexualidad. Él me penetró una vez, y una segunda vez, y otra, y otra y otra. Le pedí que parara porque me dolía, y me dijo que no, que le faltaba poco. Se lo pedí otra vez, y otra vez y no paró. Yo sólo esperé a que terminara para pedirle a mi mamá irnos. Y no usó condón.

Nunca lo consideré abuso hasta que conocí su página, gracias por tomar la iniciativa.


Anónima